“Los Juniors del Poder” un libro escrito por Francisco Cruz Jiménez

Escrito por Francisco Cruz Jiménez, un periodista de gran oficio, Los Juniors del Poder hace una radiografía de las familias gobernantes en México y amplía sobre un concepto que ha mutado dentro del territorio, la realeza.

Los hijos de ex presidentes, gobernantes, caciques sindicales o líderes de partidos, son los herederos de una clase gobernante que se aferra a mantener los privilegios que les ha otorgado el erario público. Los juniors del poder aprovechan su estirpe e influencias para desafiar con prepotencia a cualquiera autoridad, montar negocios multimillonarios, viajar a los lugares más exóticos y organizar las bacanales más escandalosas a costa de los recursos públicos que pagan los ciudadanos en sus impuestos.

Aquí un extracto:

Un tipo de cuidado,

el Peña chiapaneco

Manuel “El Güero” Velasco Coello es un hombre difícil de definir: milita en el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), comulga con el Revolucionario Institucional, se entiende con Nueva Alianza, llegó a la gubernatura de Chiapas protegido por la casta dominante del Partido de la Revolución Democrática (PRD) y es descendiente de priistas de abolengo. Enarbola la bandera de la renovación generacional, aunque formó su gabinete como un representante de la era pridinosáurica; vive en la entidad más empobrecida del país, permanentemente maltratada, pero gasta en imagen los dineros de un gobierno millonario para mantenerse activo en la cultura del spot.

De estatura media, esbelto y romántico –según lo describen sus fans-, dueño de una carrera política vertiginosa, quizá de las más relampagueantes en la historia reciente, el ascenso del Güero sólo es comparable con el de Enrique Peña Nieto. Nacido el 7 de abril de 1980 en Tuxtla Gutiérrez, se le conoce como el gobernador de las revistas de corazón y socialite; forastero exótico entre los chiapanecos, pues hasta 1999 muy pocos, fuera del entorno familiar y algunos círculos de la Universidad Anáhuac, sabían de su existencia y secretas ambiciones. Es nieto del extinto priista Manuel Velasco Suárez, quien gobernó Chiapas de 1970 a 1976, recordado por ser el responsable de devastar la Selva Lacandona al negociar cientos de miles de pies cúbicos de caoba, cedro blanco y rojo, fresno, encino, roble blanco y rojo, abedul, nogal, sauce, y otras maderas finas que fueron a parar a Europa durante su administración.  

los-juniors-del-poder-portada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *