En el buró de Carlos Martínez Assad

¿Cuál ha sido el mejor libro que ha leído este año?
El Legado. Crónica de las tierras de exilio de F. Martínez Dalmases.

Si tuviera que escoger a un o una novelista favorito, ¿cuál sería?
Amin Maalouf

¿Qué tipo de historias son las que le atrapan?
Las que unen diferentes saberes, por ejemplo historia, literatura y cultura.

¿En qué manera influyen en su vida los libros que lee?
Demasiado, los personajes me habitan el tiempo que me lleva la lectura.

¿Qué libro nos sorprendería encontrar en su buró?
Los de mi esposa Sara Sefchovich.

¿Lee alguna vez autoayuda? ¿Qué puede recomendar?
NO, NO, NO….

Si pudiera conocer a un personaje literario, ¿a quién elegiría?
Katiuska de la novela Resurrección de León Tolstoi

¿Cuál ha sido el libro que más le ha marcado?
Las mil y una noches

Su lugar favorito para leer es…
Una silla cómoda en mi biblioteca.

Si tuviera que recomendarle un libro a los políticos mexicanos, ¿cuál sería?
La Divina Comedia, sobre todo el libro sobre el Infierno, para aprender cómo salir de allí.

¿Cuál es el primer libro que recuerda haber leído?
El catecismo

¿Había libros en su casa cuando era niño?
Sólo los de catecismo.

¿Tiene un héroe o personaje favorito de literatura infantil?
Robin Hood interpretado por Errol Flyn

¿Cuál ha sido el mejor libro que le han regalado?
El de hoy

¿Qué libros están en su buró en este momento?
De cine y fotografía.

¿Qué libros adornan la mesa de su sala?
Está llena de caracoles, no hay espacio para libros.

¿Cuál fue el último libro que le hizo llorar?
Los perros de la noche de José Luis Gómez y Alejandro Hernández.

¿Cuál fue el último libro que abandonó sin terminar de leerlo?
Libertad de Jonathan Franzen

¿A qué escritor, vivo o muerto, le gustaría conocer? ¿Qué le preguntaría?
Slavoj Zizek ¿Cómo puede ser tan genial como para saberlo todo e interesarse por todo lo mismo por el cine que por la filosofía, por la literatura y el psicoanálisis, la cultura y la política?

Su siguiente lectura será… Atlas descrito por el cielo de Goran Petrovic

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *